Temp. 10/11. Emilio Nsue y Pep Lluís Martí cierran el paso al sevillista Dabo. Era el partido del morbo, el Mallorca de Laudrup se enfrentaba al Sevilla de Manzano y el resultado fue una exhibición del conjunto mallorquinista que se impuso 1-2. Pereira abrió el camino del triunfo en un primer tiempo que fue un monologo visitante. Un error infantil en defensa provocó el empate a tres minutos del final. Un inmenso Webó de un certero cabezazo y de nuevo asistido por De Guzmán certificaba con el tiempo casi cumplido. En doce jornadas de campeonato el Mallorca se había convertido en matagigantes logrando vencer en Mestalla, en el Sánchez Pizjuán y empatado en el Nou Camp con el Barcelona y en Palma con el Madrid.

Foto: Ultima Hora

(Visited 90 times, 1 visits today)
0