Temp. 08/09. Pep Lluís Martí en una pugna con Sergio Busquets. No pudo ser, el Mallorca se quedó a las puertas de su cuarta final de Copa al empatar a un gol contra el Barcelona en el partido de vuelta de la semifinales. La remontada se acarició, Gonzalo Castro situaba el uno a cero en el último minuto de la primera parte, al poco de iniciarse el segundo acto llegó la gran ocasión para igualar la eliminatoria, Cáceres cometía penalty sobre Castro y veía la tarjeta roja. Martí tras discutir con Keita, lanzaba la máxima pena pero su disparo era detenido por Pinto. Messi que había salido en sustitución de Bojan marcaba a diez minutos del final y echaba por tierra las ilusiones bermellonas de jugar otra final.

Foto: Ultima Hora

(Visited 54 times, 1 visits today)
0